¿Por qué puede suceder?

El funcionamiento normal de la continencia anal, requiere una compleja participación de múltiples factores como el sistema nervioso central (cerebro y médula espinal), así como los nervios y músculos del ano. Está también influida por la consistencia de las heces, el movimiento de los intestinos, la capacidad de distensión del recto y la sensibilidad anal. Existen factores psicológicos que también interaccionan con la continencia.

Cuando alguno de estos factores se altera, puede producirse incontinencia fecal. Partos difíciles, intervenciones quirúrgicas complejas realizadas en el ano, intervenciones del recto, o de órganos ginecológicos, en alguna ocasión pueden ser causa de incontinencia. Además, enfermedades generales como la diabetes, algunos problemas neurológicos, y la enfermedad inflamatoria intestinal si afecta al recto o al ano puede ser causa de incontinencia. La gran mayoría de los pacientes presentan incontinencia por múltiples causas que poco a poco han ido debilitando su aparato esfinteriano o alterando su función defecatoria.

Existe un grupo pequeño de pacientes en los que no se puede determinar la causa de su incontinencia, y que los médicos catalogamos de Incontinencia Idiopática (o de causa desconocida), y para los que también existe tratamiento.


Dra. Arantxa Muñoz Duyos
Cirurgia Colorectal
Hospital Universitari MútuaTerrassa